Para elegir un buen tema para tu TFG o TFM necesitas tener en cuenta todos estos aspectos:

  1. Si ya hay un tema predefinido por tu universidad. En ocasiones el tema lo propone tu tutor del grado o master y sólo debes concretarlo.
  2. La asignatura a la que va referido o la línea de investigación. La universidad suele asignarte un campo de estudio en el que desarrollar el trabajo, puede ser: finanzas, derecho mercantil, propuesta de intervención, proyecto de innovación, etc.
  3. Tus intereses personales juegan también un papel importante. Debes tener en cuenta que el trabajo deberás defenderlo ante un tribunal o al menos ante tu tutor del trabajo. Por tanto, suele ser práctico que conozcas algo del tema o tengas algo de interés para obtener un mejor resultado.
  4. La metodología de investigación. Un trabajo suele contener un marco teórico y un marco empírico, por tanto, la metodología suele combinar técnicas cualitativas y cuantitativas: revisión bibliográfica normal o sistemática, análisis estadístico descriptivo, análisis econométrico, etc.. Por tanto, dependiendo del tipo de metodología que debas aplicar conviene proponer un tema u otro ya que condicionará la estructura del trabajo y los recursos de investigación.
  5. La bibliografía disponible. Desde la universidad nos dirán que el tema debe ser algo original y propio y es cierto, pero siempre habrá que justificar nuestro trabajo con investigaciones precedentes de autores que son expertos en la materia. Por tanto, es importante que haya una base bibliográfica que nos permita contextualizar nuestra investigación. En base a ello podemos justificar nuestras aportaciones siempre con el respaldo de especialistas en los respectivos campos de conocimiento.

Nuestro equipo de Hacer TFG es especialista en proponer temas originales y creativos. Si necesitas asesoramiento sobre la elección del tema de tu TFG o TFM solicita información sin compromiso: www.hacertfg.com